Fuente: Notimex

En una locación de la colonia Roma Norte, convertida en el mítico “Aztec Lounge”, el director Hari Sama dio el claquetazo de inicio al rodaje de “Esto no es Berlín”, el cual se remonta al México de 1986, una época maravillosa, pero también violenta, que le tocó vivir.

“Es una película muy importante para mí, es una cinta autobiográfica, que tiene que ver con los movimientos más clandestinos de artistas plásticos y de músicos que sucedieron en el contexto del México de los 80”, explicó el director.

Destacó que es una cinta que le interesa mucho porque consideró que se ha hablado muy poco de lo importante que fueron los 80 a nivel semillero de artistas, como Gabriel Orozco, Damián Ortega, Rubén Ortiz, cuya adolescencia fue en espacios y antros clandestinos.

“Hace tiempo que quería hacer esta película, y no fue hasta que me encontré con Max Zunino y Rodrigo Ordoñez, que son mis coguionistas en la cinta, que logramos terminar de darle forma”, comentó.

Aseguró que el arte y el cine que a él le importa es el que lo vulnere y lo ponga en riesgo, porque siente que al hacer películas en donde no esté en una aventura durante todo el proceso, es porque dejó de tener sentido.

“También para mi es una película muy arriesgada al revisar mi adolescencia, en mi propia familia, mi relación con toda esta gente, con estos espacios, y ha sido súper fuerte”, reveló ante los medios de comunicación.

Además de reconocer el trabajo de los actores, y los encargados del vestuario y escenografía, aseguró que todo era como una locura, en donde de pronto cerró los ojos y al abrirlos se dio cuenta todo lo que tuvo que hacer para revivir su adolescencia.

“De repente le estaba enseñando a todos a bailar como en los 80 y sientes que es muy fácil y a la gente le cuesta muchísimo trabajo entenderlo, pero lo traes en tus genes”, manifestó.

En cuanto al reparto, conformado por Ximena Romo, Xabiani Ponce de León, José Antonio Toledano y Mauro Sánchez Navarro, indicó que se siente privilegiado de estar trabajando con ellos, ya que consideró que son actores mágicos, y ha sido una película de mucho compromiso personal, en el que les pidió den sus emociones con toda profundidad.

Además, Hari Sama expuso que el filme aborda cómo los jóvenes tuvieron que salir a la calle a retomar los espacios públicos porque se les habían “robado” en los 70, por lo que quienes participan en la película sienten que tiene un poder especial y mágico.

Adelantó que la película empieza en el Estado de México, en Lomas Verdes, con dos chicos interpretados por Xabiani y José Antonio, los cuales están creciendo en un contexto de una familia muy conservadora.

Los jóvenes entrarán a un mundo de gente muy extrema y exuberante, con mucha creatividad, pero también mucha droga, y comenzarán una búsqueda personal en diversos sentidos.

“Estamos hablando que además en los 80, es una época en la que vestirse era un enunciado, tú no salías a la calle nomás así”, narró.

La película cuenta con apoyo gubernamental, así como de algunos inversionistas privados, debido a que el presupuesto fue extremo para el nivel, según indicó Hari Sama, quien previó que la cinta se estrene hasta 2019, mientras que en los próximos meses entrará en proceso de preproducción.

“Hacer una peli es como agarrar un trasatlántico, desarmarlo pieza por pieza, y luego entre todos volver a armarlo pieza por pieza numerada, y luego cruzarlo por una montaña y volverlo a desarmar del otro lado, entonces estamos en la parte de cruzarlo”, finalizó.

Loading Facebook Comments ...