“Al otro lado del muro”, una historia inspiradora, en la Cineteca

9

Fuente: Notimex

Surgido de una necesidad personal de encontrar referentes en el mundo fue como la historia para el documental “Al otro lado del muro” llegó a las manos del director español Pau Ortiz.

“Cuando estuve aquí en México, yo soy de Barcelona, me encontré situaciones muy duras pero también me encontré con gente sabia que podía lidiar con ellas”, dijo en cuanto a los protagonistas: Rocío y Alejandro, dos jóvenes hondureños en Chiapas.

En entrevista con Notimex, el director explicó que estaba un poco atascado tanto personal como cinematográficamente y decidió que quería hacer una película con gente inspiradora que estuviera en un momento difícil.

Fue así que se acercó a varias Organizaciones no Gubernamentales (ONGs) y en “Casa Teresa”, que trabaja con mujeres en prisión, conoció a la madre de los adolescentes, luego a ellos, quienes se encargaban de sus dos hermanos menores y eran el tipo de personas que podían ser un ejemplo.

“En total llevaremos ya cuatro años desde que nos conocemos, más o menos, de rodaje fue año y medio, de montaje un año y pico, y ahora ya llevamos como seis meses distribuyendo la película que ha sido muy bonito”, compartió.

Pau Ortiz confesó que ha sido una locura y no se da abasto porque la están seleccionando en todo el mundo para festivales. Justo el pasado viernes se estrenó en la Cineteca Nacional, donde se exhibirá hasta el 1 de noviembre como parte de la gira de documentales Ambulante, así como en otras sedes.

“Es un honor estar presentado esta película, como cineasta y como productor al mundo, a través de esta familia”, cuyo éxito, opinó, se debe a que los protagonistas son increíbles y tienen una madurez emocional que han transmitido al público.

“Otra cosa que tiene que ver es con el estilo de grabación que no es un documental al uso, sino una propuesta más narrativamente y de una estructura un poco más de ficción, con pocas entrevistas y más escenificadas emocionalmente”, indicó.

Respecto a lo más complicado para hacer ese filme, confesó que hubo una parte económica, por lo que incluso tuvieron que hacer un crowdfunding para seguir adelante.

No obstante, consideró que lo más complicado fue “lidiar con la relación entre el yo persona y yo cineasta. Son como parte de mi familia: cuando están sufriendo también sufres, no al nivel que ellos lo viven, está claro, pero te implicas para bien en el proyecto como producto artístico y a nivel humano”.

También “hubieron momentos de frustración de lo que a ellos les está pasando y pensar a dónde podía llegar esa situación, por suerte hubieron regalos del destino que hicieron que esta película no sea una tragedia”, adelantó el director español.

Por último, señaló que el mayor interés de “Al otro lado del muro” ha sido para las personas que tienen un interés social y por la gente que le gusta el híbrido entre documental y ficción, así como quienes se encuentran en situaciones parecidas.

Loading Facebook Comments ...